BENIDORM.- Empiezan las obras de reurbanización y renovación de alcantarillado de la calle de Apolo XI

Pepe Marcet anuncia más inversiones para evitar inundaciones por parte de la concesionaria del suministro de agua

El concejal del Ciclo del Agua, Pepe Marcet, ha visitado las obras de renovación de las infraestructuras del alcantarillado y de canalización del agua potable que la concesionaria Hidraqua ha iniciado en la calle de Apolo XI, en el tramo comprendido entre las confluencias de la calle de Tomás Ortuño y de la avenida de los Almendros.

El proyecto cuenta con una inversión que alcanza los 400.000 euros y forma parte del plan de inversiones que ha de llevar a cabo Hidraqua en la ciudad como contraprestaciones al Ayuntamiento, tal y como obliga el contrato de concesión.

Las obras, que se iniciaron la pasada semana, renovarán al mismo tiempo la calle con la reurbanización del tramo citado, en el que se instalarán adoquines de hormigón de color rojo y negro. Según ha adelantado Marcet “una vez finalizados los trabajos, en el vial quedará prohibido el estacionamiento de vehículos con el fin de ofrecer una mayor accesibilidad al peatón con aceras más anchas”.

Plan inversiones Hidraqua
Esta nueva actuación se suma a otras que desde Hidraqua se están acometiendo o tienen previsto llevarse a cabo en la ciudad dentro del plan de inversiones que ha de ejecutar en la ciudad como contraprestaciones. En este sentido, Marcet ha recordado que ya se tienen previstas las inversiones que ha de ejecutar la concesionaria del suministro del agua Hidraqua, cuya adjudicación finaliza en el año 2017, y del que quedan por completar 1.294.482,07 euros, de los 17.926.500,00 euros iniciales.

Aunque Marcet ha aclarado que cada una de las inversiones deberá ser aprobada de forma individual cuando estén redactados los proyectos correspondientes, ha adelantado que desde la Concejalía de Ciclo del Agua se han propuesto diversas inversiones en beneficio de los ciudadanos como el aseguramiento de la calidad del servicio de agua potable en zonas con problemas como la calle de Gijón o la Partida Cabut.

También se contempla, en referencia de aguas residuales, la impermeabilización de los pozos de registro de la avenida del Mediterráneo, por su incidencia en la calzada de esta vía tan importante para la ciudad.

En cuanto aguas pluviales, se considera prioritaria la mejora del drenaje en La Cala, en la calle de Orts Llorca y el Barranco Barceló, donde últimamente se han vivido episodios preocupantes. Marcet ha incidido sobre todo en la canalización de las aguas pluviales que bajan por la calle de Doctor Orts Llorca, las cuales se pretenden desviar por la calle de Esperanto al barranco de l’Aigüera. Dicho proyecto asciende a unos 450.000 euros, según ha indicado el edil.

En cuanto aguas reutilizadas, se ejecutará la Fase II de la red de abastecimiento de agua regenerada ya proyectada en una primera fase para el riego de parques y jardines y el baldeo de calles de Benidorm.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario