L’ALFAS.- El municipio desarrolla un programa de terapia con perros para ayudar a jóvenes a mejorar su rendimiento

El Ayuntamiento de l’Alfàs impulsa por segundo año el proyecto ‘Eduka-dogs’, en colaboración con el IES L’Arabí y la asociación Humanymal. Un programa cuya finalidad es dar respuesta a las necesidades de alumnos de secundaria con dificultades debido a que presentan problemáticas de aprendizaje, personales, sociales o familiares que inciden en su desarrollo académico.

El Ayuntamiento de l’Alfàs del Pi continuará este año con el proyecto ‘Eduka-dogs’, un programa de intervención comunitaria asistida con perros dirigido a alumnos del IES L’Arabí, que tiene como principal objetivo ayudar a estudiantes con problemas de actitud o que se sientan desmotivados a mejorar su rendimiento académico, su autoestima y sus relaciones sociales y familiares. Este año se desarrollará los jueves de febrero a junio y contará con una quincena de usuarios.

Así lo han anunciado las ediles de Bienestar Social, Vicenta Baldó, y de Educación, Isabel Muñoz, tras reunirse esta mañana con Felicidad Martín, directora del instituto, con Natalia Pérez, directora de Humanymal, y con Anaís Sánchez, responsable de formación de la asociación.

La principal novedad de este programa respecto a otro tipo de terapias con animales reside, precisamente, en su cualidad de comunitario, pues aquí los jóvenes se forman como guías caninos para a continuación realizar sus prácticas en residencias, centros de mayores o de personas con discapacidad, con lo cual se beneficia de manera indirecta a otros colectivos y se prestan ayuda mutua.

Un total de diez jóvenes de edades comprendidas entre los 12 y los 14 años participaron el pasado curso escolar en el proyecto ‘Eduka-dogs’. Para ello, contaron con el apoyo de un equipo multidisciplinar de la asociación Humanymal específicamente formado en Actividad, Educación y Terapia asistida con animales y con la colaboración de cinco perros de diferentes razas y tamaños.

En general, el grado de satisfacción del alumnado ha sido muy alto. “Destaca la percepción de utilidad que tienen con respecto a su participación y el deseo de continuidad”, ha señalado Vicenta Baldó. A nivel emocional, el proyecto ha logrado despertar emociones positivas y potenciar la cohesión de grupo. Por otra parte, “también ha supuesto un importante impulso en la motivación académica y en la comunicación familiar”, ha añadido Isabel Muñoz.

La puntuación media otorgada por los alumnos participantes al proyecto ha sido de 9,89 en una escala sobre 10. “Todos han considerado que el programa les ha beneficiado, pues les ha permitido mejorar aspectos como la autoestima, las relaciones sociales y familiares, el autoconcepto académico y les ha ayudado a adquirir valores de concienciación animal”, ha subrayado Natalia Pérez, directora de Humanymal, asociación encargada de la formación.

En cuanto a la valoración de los padres y madres, el 100% ha aducido cambios positivos en sus hijos e hijas a partir de la participación en el proyecto, desde una mejora en el rendimiento escolar a una mayor motivación, un cambio de actitud en casa y en el centro educativo, una mejora del estado de ánimo y de las relaciones familiares, una mayor comunicación en el hogar e, incluso, una mayor concentración a la hora de estudiar.

Según ha explicado la directora del instituto, se trata de un programa dirigido a alumnos que tienen problemas de relación social con los compañeros, a estudiantes que tienen una baja autoestima y que no se valoran a sí mismos o que tienen un bajo rendimiento académico provocado por problemas personales en su entorno más cercano. “Puede ser que su capacidad intelectual sea superior a la media, pero que a nivel personal sufren una serie de problemas que no les dejan avanzar”, ha manifestado Martín.

Así las cosas, las intervenciones asistidas con animales en el contexto educativo se han mostrado como un recurso válido, tanto para la motivación del alumno en el proceso de enseñanza como a la hora de abordar problemáticas no ligadas al ámbito académico, pero que inciden en su rendimiento escolar, como situaciones de acoso, conflictos grupales, falta de autoestima, carencias en competencias sociales, ansiedad o depresión.

Los animales que participan en el programa han sido rescatados, rehabilitados y certificados por Conselleria como perros de terapia y de asistencia. Y es que, según destacaba Natalia Pérez, “el alumno se vincula mejor con un perro que tiene una historia detrás, pues conectan con esa historia y les sirve de ejemplo, creándose entre ellos un vínculo muy especial”.

Humanymal es la primera consultora en España especializada en la implantación y gestión de programas de terapia y educación asistida con animales. Nació hace 7 años y desde entonces ya ha desarrollado más de 30 proyectos con todo tipo de colectivos, especialmente con menores. Este año, además, han recibido el Premio Nacional a la Innovación que concede La Caixa por su programa R.E.A.D de lectura con perros.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario