L’ALFAS.- El PP de alfasino no se suma a la moción contra la corrupción presentada por el resto de grupos políticos del Ayuntamiento

El Partido Popular de l’Alfàs del Pi no ha querido sumarse a la moción sobre medidas preventivas contra la corrupción en las administraciones que se elevará al próximo Pleno de la corporación alfasina, moción a la que se han adherido el resto de fuerzas políticas con representación municipal: PSPV-PSOE, CPA’S y el concejal no adscrito, José Luis Giner. El portavoz del equipo de Gobierno, Toni Such, ha lamentado la actitud del PP alfasino. “Es una moción para luchar contra la corrupción, que presentamos conjuntamente todos los grupos políticos con representación municipal, a la que no ha querido sumarse el Partido Popular”, declaró.

La moción propone que todo candidato a cargo público deberá firmar, antes de acceder a un ejercicio de responsabilidad, una declaración en la que afirme no haber incurrido en ningún delito ligado corrupción. También deberá comprometerse a, en caso de que se le abra juicio oral por un procedimiento penal, dejar su cargo y darse de baja voluntaria del partido político político al que pertenezca. Así mismo, la moción propone que no se pueda incluir en las listas electorales a quienes se hallen incursos en juicio oral o sean imputados por delitos de corrupción política.

En otro orden de cosas, el portavoz del equipo de Gobierno ha informado que el Ayuntamiento de l’Alfàs del Pi ha perdido un proceso judicial, aunque la sentencia es inejecutable. “Teníamos 5 días para presentar la documentación en el Juzgado y tardamos 10 por el cúmulo de trabajo que nos han supuesto esos 16 contenciosos presentados por el Partido Popular, una sentencia que es inejecutable, pues el PP ya tiene toda la información que requería”, declaró Such.

Malestar en el sector empresarial de l’Alfàs por el recurso de reposición que ha interpuesto el Partido Popular contra el expediente de cambio de agente urbanizador en el PAI Tossal de Riera. “Con su actitud el PP está poniendo en peligro la generación de empleo en el municipio”, señaló el portavoz del equipo de Gobierno. “Existe malestar en el sector empresarial por lo que consideran un ataque al desarrollo económico del municipio, ya que de la urbanización de un PAI dependen muchas empresas relacionadas con el sector de la construcción”, añadió. “Hay empresas que están sufriendo las consecuencias de esa forma de hacer oposición basada en la judicialización de la vida política. De hecho, el camping Orange Grove ha tenido que cerrar sus puertas por las continuas denuncias del PP de l’Alfàs, un camping que generaba riqueza y empleo en el municipio”, declaró Such.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario