BENIDORM.- La ciudad celebra un año más la ‘Poppy Appeal’ con la Royal British Legion

El alcalde de Benidorm, Toni Pérez, ha participado este mediodía en la celebración de la ‘Poppy Appeal’ que organiza en la ciudad la Royal British Legion, una oenegé que vende amapolas solidarias, fabricadas en los más diversos materiales y en su mayoría por personas con diversidad funcional, con las que se honra la memoria de los soldados británicos caídos en acto de servicio desde la Primera Guerra Mundial.

A las 12.00 en punto daba comienzo un desfile, precedido por una agrupación de gaiteros escoceses, desde la avenida de Castellón hasta la de Ametlla de Mar, recorriendo el Paseo de Levante. Centenares de personas se concentraron en el lugar para presenciar el acto organizado por la Royal British Legion.

Toni Pérez, en nombre de toda la corporación municipal, ha felicitado a los organizadores por “los valores que representan de solidaridad y de servicio a la sociedad” a quienes ha dicho que “Benidorm siempre les recibirá con los brazos abiertos”. El alcalde ha loado a la Royal British Legion por ser ejemplo del “único camino posible hacia el futuro” el de “la fraternidad entre los pueblos” y la amapola que lucen en sus solapas este día millones de británicos “la manera de movilizarse para ayudar a los que más lo necesitan”.

La Royal British Legion es una organización sin ánimo de lucro que cuenta con más de 700.000 miembros en todo el mundo. Es una de las ONG más numerosas de todo el Reino Unido que cuenta en España con unos 4.000 socios repartidos en 36 sucursales. En la celebración de la ‘Poppy Appeal’ se venden alrededor de 25 millones de amapolas.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario