L’ALFAS.- La CV-751 que une l’Alfàs del Pi y Altea permanecerá cerrada al tráfico durante tres meses

La carretera CV-751, que une l’Alfàs del Pi y Altea, permanecerá cerrada al tráfico rodado durante tres meses debido a las obras de remodelación iniciadas esta semana, una inversión que roza los 425.000 euros y que financia la Diputación Provincial de Alicante. Los usuarios de este vial, que registra una intensidad diaria de tráfico de 500 vehículos, deberán a partir de ahora pasar por la Nucía para poder acceder a Altea.

Los trabajos consisten en la mejora del trazado, tanto en planta como en alzado de la carretera CV-751, en el tramo delimitado entre la intersección de las calles Pintor Sorolla y Miguel Ángel. “Se suavizan la curvas y peraltes del vial y se suprime la vaguada existente en la intersección con el barranco, punto en el que la rasante del vial se elevará unos 5 metros”, señaló Vicente Soler, edil de Urbanismo de l’Alfàs del Pi, durante la visita que realizó hoy a las obras. También está prevista “la sustitución de la canalización existente del barranco, trabajos que mejorarán el drenaje transversal del vial y que paliarán de manera notable los efectos de la lluvia torrencial”, añadió Soler.

Se trata de unas obras que se prolongarán durante tres meses, ya que las actuaciones contemplan el movimiento de tierras necesario para conformar el nuevo trazado del vial, renovación de las infraestructuras de encauzamiento del barranco y la posterior pavimentación y señalización viaria, tanto horizontal como vertical. Por ello, el edil de Urbanismo ha querido “pedir disculpas por las molestias que estas obras van a causar a los usuarios del vial y sólo decirles que en un periodo de tiempo breve contaremos con una carretera renovada y mucho más segura”.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario