Som Energia apuesta por una alternativa energética limpia en Benidorm

 Los socios de la cooperativa Som Energia, Jorge García Veloso y Rita Sáchez Merchán, han presentado este viernes, en el centro social José Llorca Llinares de Benidorm, las características de esta cooperativa de energías renovables y totalment independiente de las grandes compañías eléctricas. De esta manera, Som energia se muestra como una alternativa para conseguir la sustitución del petróleo, la nuclear y otras fuentes de energia sucias por las renovables en que los ciudadanos puedan decidir directamente qué quieren hacer con su suministrot eléctrico.

Los conferenciantes, en la charla organizada por Compromís per Benidorm, han explicado que el objetivo de Som Energia es generar una masa social en favor de un modelo energético 100% renovable, basado en la eficiencia energética y la participación ciudadana, que evite el oligopolio que controla actualmente el suministro eléctrico en nuestro país. Según Veloso, el 80% de la energía generada está en manos de Endesa, Unión Fenosa e Iberdrola y el 90% de su comercialización pertenece a las mismas empresas.

En este sentido, los miembros de la cooperativa, nacida hace cuatro años en Girona con 150 cooperativistas y que cuenta ya con más de 17.000 personas, han alertado que en los últimos ocho años la factura de la luz ha subido un 189%.

Ante esta situación, Som Energia ha defendido que actualmente el recibo es más barato que con los subministradores eléctricos convencionales. Para ser socio de la cooperativa hace falta pagar 100 euros (que devolverían en caso de dejar más tarde la cooperativa) y con cada socio se pueden realizar hasta cinco contratos a nombres diferentes.

El modelo de Som Energia cuenta con 1400 socios en la Comunitat Valenciana (250 en la provincia de Alicante) y tiene vigencia en otros países europeos como Dinamarca, donde se espera que se tenga independencia energética con las renovables en el año 2050. Por eso, Merchán ha indicado que el objetivo de la cooperativa, que se basa en principios de la Economía del Bien Común y que financia sus proyectos a través de los socios y en menor parte gracias a la Banca Ética, es conseguir el balance 0, es decir, el autoconsumo que permita el abastecimiento propio y que, en caso de sobrar energía se pueda revertir a la red. Pero como han indicado ambos conferenciantes, el gobierno más que potenciar esto, tiene la intención de evitarlo.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario